Existen muchos modelos de puños para poder colocar en una bicicleta, a continuación os vamos a dar unos consejos para poder realizarlo desde casa y que os sea lo más fácil posible.

Cambiar puños rígidos bicicleta

Si los puños que tenéis ahora mismo instalados es de empuñadura rígida como el estilo de la foto:

Tendréis que buscar el tornillo que los aprieta en el manillar de vuestra bicicleta e ir aflojándolo con la ayuda de una herramienta y se deslizara sin problema por el manillar, tendréis que repetir el mismo proceso con el otro puño.

Cambiar puños bicicleta de espuma o silicona

Si los puños que tenéis instalados son de espuma o de silicona (son los más comunes), os dejamos una foto para que sepáis que estilo de puños son:

Para poderlos quitar lo más cómodo y sencillo es con una jeringuilla y dentro alcohol inyectarlo en el puño y dejarlo durante un par de minutos para que haga efecto y así podremos sacar los puños con facilidad.

Una vez sacado los puños viejos que queremos cambiar, vamos a explicaros la instalación de los nuevos.

Los primero tendremos que limpiar el manillar con agua y jabón y al secarse facilitará la sujeción de ellos.

Para colocarlos simplemente deberemos deslizarlos por el manillar de la bicicleta con movimiento giratorios o dando pequeños golpes con la mano hasta que consigamos la introducción de ellos.

Si los puños que queremos colocar son de arandela como los explicados más arriba simplemente lo que deberemos hacer es colocarlos y apretar los tornillos.